Conoce a Dewey leemáslibros, el gato que inspiró el título de mi blog


21 de julio de 2013

"REFLEJOS EN UN OJO DORADO" de Carson McCullers

"Era una noche del final de invierno.
Durante aquel paseo sin rumbo, el capitán vio un gatito acurrucado en un portal; el animalito se había refugiado allí buscando calor y cuando el capitán se inclinó sobre él, oyó que estaba ronroneando.

Cogió el gatito y lo sintió vibrar en su mano.

Estuvo un buen rato contemplando aquella carita suave y graciosa y acariciando la tibia piel del animal, que apenas había alcanzado la edad de poder abrir del todo sus claros ojos verdes.

Por fin el capitán se llevó el gatito consigo, calle abajo. En la esquina había un buzón de correos y, después de mirar rápidamente a su alrededor, el capitán abrió la fría ranura de las cartas y estrujó el gatito hasta hacerlo caer dentro del buzón. Después siguió su camino."

En un cuartel de Georgia dos matrimonios vecinos no muy bien avenidos, los Penderton (el capitán y Leonora) y los Langdon (el comandante y Alice), comparten el protagonismo de esta historia junto con el soldado Williams, un oficial, solitario, extraño, silencioso, que por no tener, no tenía amigos ni enemigos, y que nunca ha visto a una mujer desnuda "El soldado Williams se había criado en un hogar de hombres solos y su padre, le había enseñado que las mujeres llevaban en su cuerpo una enfermedad maligna y contagiosa que dejaba a los hombres ciegos, lisiados y condenados al infierno"

Leonora engaña a su marido con el comandante Langdon. Un triángulo amoroso por todos conocido, (incluso por las respectivas parejas), pero que no a todos afecta de igual manera. "La mujer del capitán era un poco atrasada mental. Este lamentable hecho no se revelaba en las reuniones, ni en las cuadras, ni en sus cenas. Sólo tres personas lo habían sabido comprender: su anciano padre, el general, que vivió en continua zozobra hasta que por fin la vio casada; su marido, que consideraba la imbecilidad como condición natural de toda mujer de cuarenta años y el comandante Morris Langdon, que la amaba precisamente por ello".

Alison, una mujer enfermiza que además perdió a su niñita Catherine hace tres años, es la verdadera víctima de todo y de todos "Había llegado a un punto en que tenía tanto miedo de sí misma como de los demás. Y todo aquel tiempo, a la vez que se veía incapaz de tomar una decisión, sentía como si un gran desastre se cerniera sobre ella"

Porque los gustos sexuales del capitán se mueven por otros derroteros, aunque eso, sólo él lo sabe. "Tenía una triste tendencia a quedar fascinado por los amantes de su mujer. Su tormento había sido en realidad, bastante especial, ya que estaba tan celoso de ella como del comandante. Durante los últimos meses había llegado a sentir por él una atracción emotiva que era, entre todos cuantos sentimientos conociera hasta entonces, lo más parecido al amor".

Williams se obsesiona con Leonora, una mujer muy hermosa y cada noche se acercaba a la casa de los Penderton. Primero miraba por la ventana, desde podía mirar sin ser visto y después se colaba en la habitación de ella por la puerta de atrás de la casa siempre abierta, y la observaba mientras dormía.

Por otra parte Leonora y Alison son supuestamente amigas, pero… "Comenzó entonces una de esas amistades peculiares entre la esposa engañada y el objeto del amor del marido. Sabía que aquel apego morboso, mezcla de temor y  ellos, era indigno de ella"

¿Hacia donde nos conducirá toda esta vorágine de sentimientos? ¿Contaremos con un final feliz, o por el contrario será un final catastrófico?
Carson McCullers está considerada, junto a William Faulkner, como una de las mejores escritoras del sur de los Estados Unidos.

Lula Carson Smith (ese era su nombre de soltera), fue una mujer con una vida corta, pero curiosa e intensa.

Nacida en Columbus (Georgia 1917), en el seno de una familia de clase media, con 15 años ya tuvo su primer contacto con la enfermedad (una fiebre reumática mal diagnosticada la hizo estar en cama durante semanas).
Estudió escritura creativa en la Universidad de Columbia y en el Washington Square College.

En 1935 conoció a Reeves McCullers, un soldado voluntario y aspirante a escritor. Deciden los dos hacerse escritores y ella publica en 1936 una obra autobiográfica, "Wunderkind", en la revista Story. Reeves abandonó el ejército, matriculándose también en la Universidad (Periodismo y Antropología). Estuvo con ella en Georgia cuando Carson tuvo una recaída en su enfermedad. En esa época, escribe su primera novela "El corazón es un cazador solitario" (convertida tras su publicación en un clásico de la novela contemporánea) .

En 1937 se casan, adoptando ella el apellido de él para su carrera literaria. Al poco se divorcian y ella se muda a Brooklyn.  Allí conoce a la escritora suiza Annemarie Schwarzenbach con la que mantiene una relación sentimental. Por esa época, se publica "Reflejos en un ojo dorado" (1941). En 1941 sufrió un ataque cerebral que la dejó paralizada de un costado; sufriría dos más en 1947. En 1945 vuelve a casarse con Reeves y muere con tan sólo 50 años en 1967.

Su obra es por ello no demasiado extensa: cuatro novelas ("Reflejos en un ojo dorado", "La balada del café triste" y "Frankie y la boda" "Reloj sin manecillas"), un par de colecciones de relatos, y alguna obra de teatro ("The Square Root of Wonderful")

Debo reconocer y reconozco, que no había oído hablar de esta escritora, que en su época fue pionera en tratar temas como el adulterio, la homosexualidad y el racismo.

Es una novela cortita, con tan sólo 78 páginas, que se leen rápido. No suceden demasiadas cosas, el ritmo es pausado, un poco lento, sin enormes intrigas.

¿Qué me ha parecido? ¿Me ha gustado?

Sí, en conjunto, me ha gustado. No es que haya sido una de esas lecturas voraces, que te consumen de curiosidad, que te mantienen pegada a la silla sin interrupción alguna.

Lo mejor ha sido la forma de escribir de la autora. Su forma de llegar a los sentimientos mas profundos de los personajes, de acercarte a ellos sin juzgarlos, desde la distancia, pero haciéndote comprender incluso sus más viles instintos.

Todo aderezado de cierta fuerza poética: "Cinco años atrás, L.G.Williams había dado muerte a un hombre. Podía recordar el sol ardiente de aquella tarde de julio, el olor a polvo y a muerte. Había sentido cierto asombrado malestar, pero no miedo y en ningún momento, desde aquella tarde, había acabado de grabarse en su mente la idea de que era un asesino", y cierto tonillo irónico, que me sacó alguna sonrisa:
"--¿Tienes sueño?- preguntó Alison
-- No, en absoluto. Pero al oír la palabra a sueño se sintió tan fatigado que no pudo evitar un bostezo. Se volvió a otro lado, lealmente y trató de aparentar que había abierto la boca para tocarse su nueva muela del juicio con un dedo"


¿La recomiendo? Claro, aunque con ciertas reservas. No a todo el mundo, y siempre advirtiendo que no se van a encontrar con una historia demasiado innovadora con un argumento frenético, ni con un ritmo ágil y rápido, pero que a cambio, podrán disfrutar de una buena narrativa y de unos personajes dotados de un gran realismo tan crudo como sobrio.

Algunos ya habréis visto la adaptación al cine (1967), todo un clásico dirigido por John Huston y protagonizada por Elizabeth Taylor, Marlon Brando. El guión es de Francis Ford Coppola. Ya la tengo esperándome, así que en cuanto pueda la veré. Tengo curiosidad, porque las críticas son buenas:
"Impresionante realización, técnicamente perfecta y con una interpretación de Marlon Brando de inusitada fuerza e interés, para muchos la mejor obra de John Huston"
El comandante Langdom y Leonora llevan un tiempo manteniendo una relación amorosa. Relación de sobra conocida por la esposa del comandante, Alison y por el marido de Leonora, el capitán Penderton.

El soldado Williams es un hombre tranquilo "Porque había una cosa sin la cual el soldado no podía vivir: el sol. Hasta en los días más fríos se echaba desnudo y quieto sobre la peña y dejaba que el sol penetrase en el cuerpo. Algunas veces se subía de pie, desnudo a la roca y saltaba sobre el caballo a pelo"

Pero desde que protagoniza un lamentable altercado, derramándole al capitán un café, que le cuesta un traje nuevo y caro, Penderton le coge especial manía e inquina. Todo lo relacionado con él le produce una exagerada irritación, aunque probablemente ésta sólo resulte ser la tapadera de sus verdaderos sentimientos hacia él.
"Sexualmente, el capitán se hallaba en un punto de delicado equilibrio entre los elementos masculinos y femeninos, con las susceptibilidades de los dos sexos y ninguna de sus fuerzas activas" "El recuerdo del rostro del joven (aquellos ojos mudos, aquellos labios llenos y sensuales, casi siempre húmedos, el flequillo infantil, de paje), la imagen entera, le resultaba intolerable. Rara vez oía hablar al soldado, pero el sonido de su confusa voz meridional resonaba constantemente en sus oídos como una canción turbadora"

Ambos están obsesionados: Williams no puede dejar de pensar en La Señora y el capitán no puede dejar de pensar en el soldado.

Alison, la esposa del comandante, una mujer siempre atormentada por el pasado y por tragedias inexistentes, muere de un ataque al corazón

Una tarde lluviosa, será la séptima y última vez que el soldado observe dormir a su amada. Descubierto in fraganti, se precipita el final. El capitán coge le escopeta, sube al dormitorio y le dispara sin pensarlo:
"Más tarde el capitán se diría que en aquel instante lo supo todo. De hecho, en el momento en que se espera un desastre inminente y desconocido, la mente se prepara de un modo instintivo abandonando por unos instantes la facultad de sorpresa. En este momento, la sensibilidad parece agudizarse y entrever, como en un calidoscopio, todas las consecuencias del desastre; y cuando éste se produce, creemos que, de algún modo sobrenatural, ya lo habíamos previsto"

22 comentarios:

  1. A pesar de ser cortita, no me llama mucho el argumento. Así que esta la dejo pasar de momento, aunque reconozco que los protagonistas de la película son grandes actores y eso me da a entender que muy mala la lectura no debe de ser.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, lo que más vale la pena de esta novela, es la forma de narrar de la autora. La peli, fue terminar la reseña y verla. Me ha gustado menos que el libro (como suele ocurrir), aunque es verdad que ver a Marlon Brandon
      y a Elizabeth Taylor, siempre es un placer. Me ha parecido un poco lenta, aunque a los clásicos se les perdona todo.
      Besos

      Eliminar
  2. Yo también empecé por este Marian y me ha pasado como a ti, un muy bien pero.... :) El corazón es un cazador solitario está mucho mejor, creo que te va a encantar. Ya nos contarás. Un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahhh, me alegra que me lo digas Yossi, porque tenía en la cabeza leer algo más de esta autora (aunque creo que esperaré un tiempecillo (sobre todo porque tengo mucha plancha pendiente, jeje)
      Un beso

      Eliminar
  3. A mí este libro me ha costado, y eso que soy incondicional de la autora a raíz de sus relatos como La balada del café triste, que si no has leído te recomiendo. A mí también me parecen sus personajes muy humanos y supongo que por eso me llega tanto.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, no es un libro ágil, ni maravilloso, pero la autora escribe muy bien. Gracias por la recomendación.
      Besotes

      Eliminar
  4. Sólo he leído El corazón es un cazador solitario que me gustó mucho. El argumento de este no se si termina de llamarme...
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todo el mundo coincide en que "El corazón..." es un buen libro, tendré que leerlo, sí o sí
      Besos

      Eliminar
  5. Hola querida Marian. ¡Cuanto tiempo sin pasarme por tu blog!. A ver siya me centro.
    Creo que no te he dado las gracias por tu precioso libro, y sí sabrás por Irenuka ¡que me encantó!
    Ya he experimentado alguno de los jabones y ya te haré llegar alguno.
    Date una vuelta por mi blog de jabones, le he tenido también un poco abandonado.
    un cariñoso y fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rosi. Sabes que siempre es un placer encontarte por aquí. Me alegro que te gustara el libro. Llevaba tiempo con ganas de tener algún detalle contigo para agradecerte los que has tenido conmigo.
      Me paso a hacerte una visita.
      Besitos

      Eliminar
  6. Hola Marian, justo mi papá me ha comprado hoy esta novela, gracias por la sinopsis, a pesar de que el argumento me parece interesante (aunque me da mucha pena por el gatito) le leeré con pocas expectativas porque solo le has puesto 2 estrellas.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pilar. Aunque le he puesto solo dos gatitos, el libro me ha gustado, aunque no es de esos que te dejan sentado a una silla desde los comienzos (a esos le pongo tres Deweys).
      Ya me contarás si te ha gustado.
      Un beso

      Eliminar
  7. No lo conocía. Tomo nota. Abrazo!

    ResponderEliminar
  8. McCullers es fantástica, mas éste no lo he leído, aunque está incluido en un volumen llamado 'El aliento del cielo', del que sí leí 'La balada del café triste' e hicimos con Claudia nuestra apreciación. Carson sigue siendo una apuesta firme a buena literatura. Besos, Marian.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marcelo, yo sí calificaría a McCullers como un buen autor de buena literatura. Ya he visto la reseña en vuestro blog de "La balada del café triste", un libro que igual me animo a leer.
      Besos

      Eliminar
  9. Marian, me gusta muchísimo volver aquí y ver que sigues tan abierta a diferentes lecturas, de lo más variadas. Te admiro porque a mí me cuesta mucho escoger un libro y leerlo...a pesar de que suene interesante...tiene que llevar algo más. Antes era más variada en las lecturas, ahora me da por un tema, y no lo suelto.
    Así que este libro que traes y que cuentas tan maravillosamente bien, no creo que de momento lo lea. Pero me gustó saber de él a través de ti.
    Un abrazo grande y confio en que estés disfrutando mucho del verano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María. Sabes que me encanta verte por aquí. La verdad es que me encanta variar con mis lecturas. Tan pronto me apetece una novela histórica, como que después me apetece una de suspense... En fín, suelo elegir los libros en función de reseñas que veo, en los blogs que suelo visitar.
      Espero que tú también estés disfrutando del verano.
      Un beso

      Eliminar
  10. Hola Marian, pretendía escribirte por otros medios y no como un comentario, pero no he encontrado tu contacto :).

    Quería darte a conocer una idea en la que trabajo, el LibroVivo y también mi primera novela CodeRed si accedes a www.codered.es puedes descargarla gratis y conocer la iniciativa. Tal vez te resulte interesante el concepto y puedas compartirlo con las personas que te siguen o que pienses pueda interesarles.

    Saludos
    Antonio Muñoz Robles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Antonio:
      lo primero darte la bienvenida a mi blog. En la sidebar izquierda, debajo de "Sobre mí", hay un gadget donde puedes contactar conmigo. Igual no se ve demasiado...
      Me parece muy interesante tu iniciativa. Yo, la verdad es que dispongo de muy poco tiempo y mis ansias de escribrir las sofoco de sobra aquí en mi espacio, pero conozco a más de un@, que estarán encantad@s de participar.
      En cualquier caso, muchísimas gracias por dármelo a conocer.
      Besos

      Eliminar
    2. Pues sí, no lo había visto.
      Gracias de antemano por la ayuda que puedas prestar, :) el libroVivo es una idea, un concepto que solo tiene sentido si los lectores llegan a participar y esto es muy difícil.

      Saludos
      Antonio

      Eliminar
  11. Esta es la mejor novela que he leido en toda mi vida.....y he leido miles.

    ResponderEliminar