Conoce a Dewey leemáslibros, el gato que inspiró el título de mi blog


21 de noviembre de 2017

“MIDDLESEX” de Jeffrey Eugenides, un hermafrodita en busca de su propia identidad


“Me educaron en sentido femenino, y yo no albergaba duda alguna de que fuese una niña. Mi madre me bañaba y me enseñaba a lavarme.

A juzgar por todo lo que ocurrió después, me atrevo a pensar que, en el mejor de los casos, aquella instrucción en higiene femenina tenía un carácter rudimentario. No recuerdo alusión directa alguna a mi aparato genital. Me restregaba con fuerza.

Al aparato de Capítulo Once lo llamaban «colilla». Pero para lo que yo tenía ahí abajo no había palabra alguna. Mi padre era aún más remilgado. En las raras ocasiones en que me bañaba o cambiaba los pañales, Milton procuraba desviar la vista””
Middlesex nos habla de la familia Stephanides, desde el año 1922, cuando Desdémona y Leftie (los abuelos del protagonista) se ven obligados a huir de una Grecia tomada por los turcos, hasta la actualidad de Calíope Helen Stephanides (Callie para los amigos), que ya tiene 41 años y está enamorado de una mujer a la que teme perder, por culpa de su dualidad sexual.

Él mismo (¿o podríamos decir ella misma?) nos irá relatando a la vez que deja plasmado por escrito, todos los pormenores de su vida y de algunos de sus antepasados. Nos cuenta que nació chica y fue educada como tal, hasta que en la madurez sexual, su aspecto físico empezó a cambiar.
Yo nací apolínea, una niña de rostro luminoso y enmarcado en bucles. Pero, al aproximarme a los trece años, un elemento dionisíaco empezó a invadir sigilosamente mis rasgos. Mi nariz, delicadamente al principio y luego no tanto, empezó a arquearse. Mis cejas, espesándose más, también se curvaron. Algo siniestro, artero, literalmente «satírico» se deslizó en mi expresión.
La culpa de todo la tiene una mutación transmitida de generación en generación que desencadena “El síndroma de deficiencia de 5-alfareductasa” en su cuerpo.
El síndrome de deficiencia de 5-alfa reductasa es un falsificador muy hábil. Hasta que llegué a la pubertad y los andrógenos me inundaron el torrente sanguíneo, resultaba difícil distinguir las diferencias que me separaban de las demás niñas. El pediatra nunca observó nada anormal.   
En definitiva, ella y sus padres descubren por diagnóstico médico su condición hermafrodita, sus dos sexos y todos la presionan para que se opere y se convierta únicamente en hombre o en mujer.
Uno de cada dos mil niños nace con genitales ambiguos. En Estados Unidos, con doscientos setenta y cinco millones de habitantes, eso arroja una cifra de ciento treinta y siete mil intersexuales. Pero los hermafroditas somos personas como todo el mundo.

¿Conseguirán convencer a Callie? ¿Qué identidad sexual le escogerán para la operación, la masculina o la femenina?
Jeffrey Kent Eugenides nació en Detroit en 1960. Novelista estadounidense de ascendencia griega, se licenció en la Universidad de Brown en 1983 y realizó un máster de escritura creativa en la Universidad de Stanford.

Vivió con su familia en Berlín entre 1997 y 2004 y está casado con la artista Karen Yamauchi. Actualmente viven en Princeton, New Jersey. 

Sus novelas más conocidas son: “Las vírgenes suicidas” (TheVirgin Suicides, 1993) que fue adaptada al cine en 1999 por Sofia Coppola, “La trama nupcial” (TheMarriagePlot, 2011) y “Middlesex” (2002) que ganó el Premio Pulitzer de ficción en ese mismo año.

Leí varias reseñas con buenas críticas en varios de mis blogs preferidos, así que me entraron muchas ganas de leer la novela de este autor del que ya me sonaba (aunque no he leído) “Las vírgenes suicidas”. 

Me ha parecido muy curioso el personaje intersexual de Cal Stephanides, la historia endogámica y de consanguinidad de sus antepasados, que me traían constantemente a la cabeza la imagen de su gen recesivo pasando de generación en generación.

Por otro lado, ponerse en su piel puede resultar algo complicado: con una infancia más o menos normal, pero con una pubertad que saca a relucir la deficiencia de 5-alfa reductasa, que había pasado hasta ahora bastante desapercibida en ella, debiendo cambiar el chip y aprender a ser, a moverse y a comportarse como un chico a partir de su diagnóstico.
En sociedad actúo como hombre. Voy al servicio de caballeros. Pero no a los urinarios, siempre a los cubículos. En el gimnasio utilizo las duchas de caballeros, aunque discretamente. Poseo todas las características sexuales secundarias de un hombre normal salvo una: la incapacidad de sintetizar dihidrotestosterona me ha hecho inmune a la calvicie.
Sus problemas al llegar a la edad adulta para encontrar una pareja estable me ha enternecido, aunque él (o ella) no se da nunca por vencido, nunca pierde la esperanza de que alguien le acepte tal y como es por dentro y por fuera.
Cuando salgo de noche en Berlín, animado por un buen Rioja, muchas veces olvido mis circunstancias físicas y me doy esperanzas. Me quito el traje a medida. La camisa Thomas Pink, también. Mis condiciones físicas no dejan de impresionar a la chica con la que salgo. (Bajo la armadura de mis trajes cruzados hay músculos esculpidos en el gimnasio.) Pero mi última protección, mis amplios y discretos calzoncillos, ésos no me los quito. Nunca. En cambio me voy, poniendo cualquier excusa. Me marcho y no vuelvo a llamarla más. Todo un tío. Pero enseguida vuelvo a las andadas. Lo intento otra vez, qué le vamos a hacer.

¿Qué me ha parecido? ¿Me ha gustado?

Sí me ha gustado, creo que es un buen libro y lo he disfrutado. No sólo porque el tema me ha resultado curioso y novedoso, sino porque está muy bien escrito. Además el argumento te deja pensando y preguntándote en que medida nos influye la genética y la naturaleza y cuanto la educación recibida en nuestra propia identidad sexual.

Es una novela larga , eso sí (casi 700 páginas), pero no se me ha hecho larga (bueno, al final puede que un poquito, vale…).

También reconozco que en algún momento se me hizo un pelín pesado, sobre todo con la excesiva (a mi parecer) descripción de las peripecias de sus antepasados y una historia demasiado detallada de los EEUU (aunque también es cierto que me ha encantado conocer ciertas cosas que no sabía sobre ese país, pero creo que el autor la podría haber aligerado un poquito más).

Resumiendo, una novela muy recomendable y muy bien narrada, con un argumento muy curioso que tiene un poco de todo entre sus páginas: saga familiar, amores, desamores y mucha historia.

Os dejo una entrevista al autor que me ha parecido curiosa, por si os apetece leerla
“Nací dos veces: Fui niña primero, en un increíble día sin niebla tóxica de Detroit, en enero de 1960; y chico después, en una sala de urgencias cerca de Petoskey, Michigan, en agosto de 1974. Fui ridiculizado por mis compañeros de clase, convertido en conejillo de Indias por los médicos, palpado por especialistas y calibrado por Don Dinero”

Mi puntuación, a pesar de esos pequeños "peros" de los que os he hablado es la máxima:

14 comentarios:

  1. La leí hace unos años, en una edición especial que en su momento sacó Círculo de Lectores, con una portada preciosa, me enamoré de ella nada más verla y comencé a leerla casi inmediatamente; me gustó mucho, muchísimo, yo ni vi peros siquiera, la devoré, la pensé, la medité y puse en la agenda de lectura: Imprescindible, releer años después.

    Con eso te lo digo todo.
    Un besito guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me extraña que te gustara tanto. A mí también me ha gustado mucho, mis "peros" realmente no tienen mucha importancia porque la novela es muy buena. Hasta las mejores novelas en ocasiones pueden resultar un poco densas, pero se les perdona
      un beso!!

      Eliminar
  2. ¡Hola! Este autor me atrapó con Las vírgenes suicidas, recomendadísimo. Es verdad que a veces resulta un poco denso pero en esa ocasión era necesario para entender la situación y el ambiente. Leí o más bien intenté leer La marcha nupcial y fue para mí un fracaso. De hecho, acabó con una guillotina. Se lía a hablar y narrar y parece que no se centra en nada, que no termina de arrancar.
    Tenía este que traes hoy en duda, me echaba para atrás el volumen y me daba miedo que pasara lo mismo que con la Trama. Ahora me has picado porque además la Historia de USA me gusta así que no creo que me cueste demasiado.
    Apuntado.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Las vírgenes suicidas" tengo en mente leerla. En el caso de Middlesex lo denso también es necsario para entender la trama futura y es verdad que da miedo el tocho, pero te la recomiendo y si encima dices que te llama la historia de USA, más todavía
      Besos

      Eliminar
  3. Tenía este libro entre mis pendientes. Y pese a los peros que señalas, me dejas con ganas. A ver si me animo de una vez.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  4. Hola, Marian:
    Excelente reseña. Como tú conozco el nombre del autor por ser quien escribió "Las vírgenes suicidas" que no he leído pero sí visto la adaptación de Sofía Coppola. te diré que el film no me gustó mucho, pero es que casi nada de lo que hace la hija de Ford Coppola me acaba de llenar, pero eso ya es otro cantar.
    El asunto que presenta "Middlesex" -desconocía por completo que en sí mismo es lo que le ocurrió al novelista- es muy interesante. Hace muy poco que en Alemania se ha legalizado el llamado Tercer Sexo, o sea, el hermafroditismo que, da la impresión, de que es más recurrente de lo que parece.
    Creo que es un título interesante de leer y muy pertinente para una tertulia literaria por los aspectos que toca, ¿no crees? Lo propondré a mis compañeros de tertulia mensual, a ver qué les parece leerlo.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Juan Carlos! Suele ocurrir que las pelis son peores que los libros con mucha diferencia, por eso creo que no la veré, en todo caso leeré el libro

      No entiendo lo que dices de que ese asunto le ocurrió al novelista, ¿te refieres a que él también es hermafrodita, o que conocía a alguien cercano? Tenía entendido que no, y que aunque el autor investigó mucho sobre el tema a nivel científico y psicológico, su argumento fue totalmente ficción (es lo que cuenta en la entrevista que os he dejado)

      La verdad es que el tema es bastante desconocido hoy en día y da la sensación de ser algo con muy poca incidencia, pero es interesante lo que me cuentas de Alemania.

      Yo creo que sí puede ser una lectura muy pertinente para tertulias literarias, ya que puede ocasionar múltiples debates
      Un beso

      Eliminar
  5. Marian, me encantaría leerlo, pero lo de las 700 páginas me echa para atrás. El tema es muy interesante y si está bien narrado, ya me tiene muy ganada. De momento me voy a centrar en los libros que hay por aquí.
    Un placer leerte y descubrir a este nuevo autor. Imagino que será un libro muy solicitado en biblioteca como para intentar sacarle.
    Por cierto...¿hay libros que llegan a la biblioteca? Cómo los de la editorial impedimenta...¿tienen lugar allí? He de reconocer que actualmente las visito poco. Quizá por la falta de tiempo...en fin...
    Un abrazo y feliz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola María! En principio yo también huyo de los libros muy largos, pero también es verdad que si me engancha, al final no quiero que se acabe
      No te creas que Middlesex es un libro muy conocido, en mi biblio no se presta demasiado (de hecho ahora mismo está disponible)

      No entiendo muy bien a que te refieres exactamente con tu pregunta. ¿Que si tenemos libros de la editorial Impedimento en la biblio? Claro. De vez en cuando nos van llegando las novedades de las novelas de cualquier editorial y también existe la posibilidad de que cualquier usuario haga una desiderata (peticiono de compra por parte de la biblioteca) para adquirir cualquier libro de cualquier editorial

      Estaría genial que hicieras un huequito y me vinieras a visitar una tarde
      Besos

      Eliminar
  6. Aunque no tenga nada que ver con el libro, felices fiestas, Marian

    Un abrazio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Sorokin!!!
      Feliz navidad para ti también
      Besos

      Eliminar
  7. hola! curiosa propuesta, gracias por tarerla y compartir, igual nosotras! felicidades y por otro año juntos, saludosbuhos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias guapa! Feliz Navidad para vosotras también
      Besos

      Eliminar
  8. Lo tengo anotado en mi lista de pendientes.
    Abrazo!

    ResponderEliminar